jueves, 10 de noviembre de 2016

JUAN BAUTISTA ARISMENDI

Resultado de imagen para juan bautista arismendi
El Licenciado Francisco Antonio Zea abdicó el cargo de Vicepresidente y Juan Bautista Arismendi, nombrado inmediatamente para sustituirlo, fue llevado en hombros desde su prisión hasta el Congreso, titulándose en sus proclamas y decretos Capitán General de los Ejércitos de Venezuela.
 Uno de sus primeros decretos consistió en estatizar la producción de los cueros de ganado vacuno, principal artículo de exportación de entonces. De igual manera decretó el reconocimiento a los soldados extranjeros de los mismos derechos que a los naturales; dispuso el arrendamiento del privilegio  de la venta de Ron nacional y sustituyó al General José Francisco Bermúdez por el General Santiago Mariño en el mando del ejército de Oriente.
         A las tres de la madrugada del 11 de diciembre, llegó a Angostura la gran noticia: el Libertador tras el sorprendente triunfo de Boyacá y liberación de la Nueva Granada, venía en camino. A esa misma hora el vecindario se movilizó para tributarle el más caluroso recibimiento. La calle por donde iba a pasar se adornó de flores y palmas y el Gobernador de la plaza, Nicolás Pumar, con varios oficiales, fue a recibirlo a dos leguas fuera del Puerto. Luego que se avistó el buque en que venía, la Escuadrilla que salió a recibirlo disparó una salva que siguió la de la Plaza al poner el Libertador pie en tierra a las diez de la mañana donde lo esperaba una Diputación del Congreso, el Comandante General de la Provincia con su Estado Mayor, Generales, Jefes y oficialidad residentes en la Plaza, la Municipalidad y un lúcido acompañamiento de vecinos y extranjeros. Por la noche hubo un banquete e iluminación general de la ciudad. 
         El día 14 al mediodía, el Congreso lo recibió en sesión extraordinaria y Bolívar informó de su marcha contra el Ejército de Occidente, a cuyo frente se hallaba el General Pablo Morillo, con fuerzas superiores. Informó de las dificultades climáticas y muchos otros obstáculos que hubo de vencer para liberar a doce provincias de la Nueva Granada en menos de tres meses y las ventajas que produciría a la República la libertad de la Nueva Granada, que venía a complementar la de Venezuela. Recomendó al Congreso el mérito de sus compañeros de armas y la decisión del pueblo granadino de ser libre y vivir en una nueva República compuesta de Nueva Granada y Venezuela.
         El discurso de Bolívar fue respondido favorablemente por el Presidente del Congreso y el diputado por Margarita doctor Domingo Alzurú, quien concluyó así su largo discurso: “Honorables Legisladores: Estad ciertos que por mucho que hagamos para manifestar podremos recompensar dignamente a un Héroe que nos ha dado Patria, vida y Libertad”.
         Ese mismo día Bolívar lanzó una proclama a los Bravos Soldados de la Legión Irlandesa y dos días después Juan Bautista Arismendi envió al Congreso su renuncia a la Vicepresidencia del Estado.
         Bolívar pasó por alto la disidencia de Arismendi e hizo que el Congreso le pasase una nota reconociéndole sus servicios y le nombró General en Jefe de las Provincias de Oriente, pero reemplazó al General Santiago Mariño por el General Carlos Soublette y despachó a Margarita a los Generales Juan Bautista Arismendi y Francisco Esteban Gómez.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada